Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

COVID-19 DIARIO

Contexto de trabajo

A partir de hoy, las solicitudes pueden presentarse a 3 medidas subvencionadas por el Instituto de Empleo y Formación Profesional, a saber:

I – Incentivo Financiero Extraordinario para Apoyar la Normalización de la Actividad de la Compañía

Los empleadores de carácter privado, incluidos los empleadores del sector social, que se benefician de las medidas que figuran a continuación, pueden solicitar recibir un incentivo financiero extraordinario del Instituto de Empleo y Formación Profesional:

  • apoyo extraordinario al mantenimiento de contratos de trabajo en situación de crisis empresarial, con o sin formación, en caso de reducción del trabajo temporal del período de trabajo normal o suspensión del contrato de trabajo;
  • Extraordinario plan de entrenamiento.

Se recuerda que el incentivo corresponde al importe de una remuneración mensual mínima garantizada (RMMG) por cada empleado empleado al servicio del empleador, y también están cubiertos los miembros de los órganos estatutarios del empleador, que están haciendo contribuciones al régimen general de los trabajadores.

II – Apoyo extraordinario al mantenimiento de contratos de trabajo en situación de crisis empresarial – Formación profesional

Los empleadores de carácter privado y social cubiertos por la medida de un apoyo extraordinario al mantenimiento de contratos de trabajo en una situación de crisis empresarial pueden obtener apoyo financiero del IEFP cuando presenten un plan de formación para los trabajadores que hayan integrado la medida antes mencionada.

El soporte tiene una duración de un mes y consta de:

  • Subvención de formación – en el importe correspondiente a 30 del Indexador de Apoyo Social (IAS) que se asignará, en partes iguales, al trabajador y al empleador;
  • Subsidio alimentario – de una cantidad igual a la asignada a los trabajadores con empleo en funciones públicas, en los días en que la frecuencia de la formación es igual o superior a tres horas, estando condicionada a que la formación se imparta en persona y el trabajador no reciba otro tipo de apoyo correspondiente.

Las acciones de formación que se llevarán a cabo en este ámbito deberán cumplir con una serie de características previstas en la legislación aplicable.

III – Plan Extraordinario de Formación

Los empleadores de carácter jurídico-privado, incluidos los del sector social, que no son beneficiarios de la medida extraordinaria de apoyo al mantenimiento de contratos de trabajo en una situación de crisis empresarial, pueden acceder a un apoyo extraordinario a la formación profesional a tiempo parcial a través de un plan de formación específico con miras a mantener su empleo y fortalecer las capacidades de sus empleados , con el fin de actuar preventivamente sobre el desempleo.

El plan de formación tiene un período de ejecución de un mes y su carga de trabajo no podrá exceder de 50 del período de trabajo normal, con un límite máximo de 88 horas de formación (4 horas/día x 22 días laborables).

El soporte dura un mes y se proporciona el siguiente incentivo para:

  • El IEFP concede ayuda financiera por trabajador que asiste a la formación, hasta un límite de 50 de su remuneración ilíquida, y este importe no podrá exceder del valor de la Remuneración Mensual Mínima Garantizada (RMMG), es decir, 635 euros.
  • La ayuda concedida es proporcional a las horas de formación atendidas y es pagada directamente a los trabajadores por el Centro de Empleo y Formación Profesional del IEFP al final de cada acción de formación.

Las acciones de formación a desarrollar cumplen una serie de características previstas en la legislación aplicable.


¿Cómo puede ayudar Moneris?

Nuestro vasto y multidisciplinar equipo de profesionales, que opera en las más diferentes áreas de gestión, promueve un enfoque holístico en la respuesta a esta situación extraordinaria, tanto en gestión de crisis como en redefinición estratégica, en la información de apoyo a la toma la toma de decisiones, la minimización de sus efectos fiscales y laborales, la optimización del apoyo e incentivos nacionales y europeos, así como el relanzamiento de la actividad después del período crítico.

Nuestra misión siempre ha sido apoyar a nuestros clientes, crear valor y superar sus expectativas. En este tiempo de mayor dificultad, estamos aún más comprometidos a ayudarnos a superar juntos este desafiante momento.

Ir arriba